Europa > Europa Occidental > España > Gaudí y el Parque Güell de Barcelona

Gaudí y el Parque Güell de Barcelona

Descubre a Gaudí en el Parque Güell de Barcelona y aprende más acerca de la arquitectura modernista catalana.

Barcelona es la combinación perfecta entre puerto y ciudad. Es un destino mágico. Ahí nacieron grandes talentos como el del pintor y escultor Joan Miró; el escritor Ausiàs Marc o el máximo exponente del modernismo catalán, Antoni Gaudí. Este último es el autor del lugar que te proponemos visitar en este viaje: el Parque Güell de Barcelona.

Historia del Parque Güell de Barcelona

El Parque Güell de Barcelona se encuentra en un lugar que antaño se conocía como “la montaña pelada”. En él quedó plasmada la relación de amistad entre el empresario y mecenas Eusebi Güell y Antonio Gaudí. De hecho, ya habían trabajado juntos en otros proyectos como una bodega vinícola en Garraf (1898) y el Palau Güell (1886).

El proyecto colaborativo del Park Güell comenzó en 1900. Fue en él donde ambos conjuntaron sus ideas sobre naturaleza y urbanismo. Además, aprovecharon el espacio para ejecutar los principios de una nueva corriente arquitectónica que había comenzado a popularizarse a finales del siglo XIX.  DINKtravelers, como tu guía de viajes internacional, te invita a conocer más acerca de este extraordinario recinto natural y cultural de Cataluña.

El modernismo en Barcelona

La arquitectura catalana de inicios del siglo XX se define por el Modernisme o modernismo catalán. Este deseo de reflejar en las ciudades una imagen de progreso a través de la arquitectura se desarrolló de manera muy interesante en el Parque Güell de Barcelona. Ahí se mostró una especie de dicotomía cultural entre lo tradicional y la modernidad de Cataluña.

Las casas del Park Güell

El hermoso y onírico Parque Güell de Barcelona tenía como propósito fungir como desarrollo residencial para familias acomodadas. Se planteó que en él hubiera 60 casas distribuidas en parcelas previamente establecidas. No obstante, al final sólo se construyeron dos casas y la Sala Hipóstila o Sala de las Cien Columnas. Esta última sirve de soporte a la plaza superior del Park Güell. La razón de este cambio fue que, en ese entonces, el terreno era un lugar poco accesible. Aunado a ello, las condiciones de construcción no eran las mejores.

[Agregar una foto de la casa de Gaudi]

Los habitantes de las dos casas construidas fueron Gaudí, quien se mudó a la casa modelo en 1906, y Güell, quien se mudó en 1907 a la casa señorial. El fracaso comercial resultó contundente para 1914. Por este motivo, Güell decidió permitir que el público en general entrara al recinto para participar en eventos culturales. A su muerte, en 1918, el Ayuntamiento recibió una oferta por parte de la familia de Güell. Finalmente, tras cuatro años de negociaciones, el Parque Güell de Barcelona reabrió sus puertas. Esta vez lo hizo como parque público de Cataluña. En 1984 fue declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO.

Por su parte, tras la muerte de Güell, Gaudí abandonó su casa. Entonces se trasladó a vivir a los sótanos de su obra magna: La Sagrada Familia. Como consecuencia, en la década de los sesenta, su casa fue convertida en la Casa Museo Gaudí.

Zona monumental del Parque Güell de Barcelona

El Park Güell está dividido en dos partes: la zona monumental y la de libre acceso. Como su nombre indica, esta parte es gratuita. La visita a la zona monumental comienza en la puerta principal. Entra por los Pabellones de Portería. Ahí verás dos edificios a ambos costados de las puertas de hierro que tienen forma de hoja de palmito. El edificio de la izquierda estuvo dedicado anteriormente a la conserjería. Por su parte, el segundo, llamado “Casa del Guarda” es la antigua residencia del portero. Ambos edificios están hechos de piedra rústica y trozos de cerámica blanca, gris y café. En realidad, parecen casas glaseadas hechas de galleta.

Avanza hasta llegar a la escalinata para conocer al personaje más representativo del Park Güell: El Drac. El Dragón, nombre popular con el que se conoce a la escultura de la salamandra, es un ícono de Barcelona. Es el punto ideal para tomarte una foto y ver de cerca la aplicación de la técnica de cerámica quebrada y multicolor llamada trecandís.

[Agregar foto del Drac]

Las escaleras dobles que abrazan al Drac refugian a su vez otras esculturas hechas con trecandís. Una tiene formas caprichosas. Otra representa el escudo de Cataluña, y una más es un banco en forma de odeón.

Después de subir estas escalinatas llegarás a la Sala Hipóstila. Dicho espacio cuenta con 86 columnas y bóvedas. Cada una resguarda diseños maravillosos y distintos de trecandís. Se han popularizado tanto, que se estampan en camisetas y otros souvenirs inspirados en el Parque Güell de Barcelona.

Pasea luego por El Pórtico de la Lavandera. Es un pórtico en forma de ola con columnas inclinadas. En este espacio de estética tan singular, podrás aprovechar para crear encuadres con efectos visuales interesantes.

Visita también Los Jardines de Austria. Antaño, esa zona estuvo destinada a las parcelas de la urbanización. Ahora se llama así porque Austria donó los árboles que ahí verás. El motivo de este regalo fue la celebración de la exposición Viena en Barcelona, en 1977.

La última parada de la zona monumental es el Teatro Griego. La explanada es utilizada para la celebración de eventos al aire libre. Ahí podrás descansar por un momento en su gran banco ondulado. Es un clásico del Park Güell porque refleja la maestría de Gaudí para fundir sus construcciones con las formas naturales. Desde ahí gozarás de vistas impresionantes de toda Barcelona e incluso alcanzarás a ver el mar.

Horarios y Precios de la Casa Museo Gaudí

La antigua casa del arquitecto Antonio Gaudí no forma parte de la zona monumental del Park Güell. Por ese motivo, conocerla es independiente al precio del parque. En ella podrás ver algunos de los muebles originales que Gaudí diseñó para esta casa así como para la casa de Güell.

Toma en cuenta que hay dos tipos de boletos para visitar la Casa Museo Gaudí. El primero cuesta 5.5 euros e incluye simplemente la visita a la casa. El segundo, con costo de 24 euros, incluye audio guía. Aunado a ello, contempla un donativo para la construcción de La Sagrada Familia, la obra inconclusa de Gaudí.

Los horarios para visitar la Casa Museo Gaudí varían dependiendo de la temporada:

  • Oct-Mar: de 10 h a 18 h
  • Abr-Sep: de 9 h a 20 h
  • 25 y 26 de Dic y 1 y 6 de Ene: de 10 h a 14 h

Qué necesitas saber antes de visitar el Parque Güell de Barcelona

  • Los horarios del Park Güell dependen de la temporada:
    1. Invierno: 8:30 h a 18:30 h
    2. Primavera: 8:00 h a 21:30 h
  • Reserva tu viaje y compra los boletos en línea. Así podrás garantizar tu entrada y ahorrar tiempo en taquillas.
  • El precio de entrada al Parque Güell de Barcelona es de 8 euros en taquilla y 7 online.
  • Sé puntual con el horario asignado en tu reservación. No podrás ingresar después de 30 min pasada la hora de tu boleto.