Europa > Europa Occidental > España > Patio de los naranjos

Patio de los naranjos

En China dicen que el naranjo trae la felicidad a su dueño, pero si viajas al sur de España comprobarás que también se la otorga a quien lo visita.

LOS NARANJOS UN SÍMBOLO DEL SUR DE ESPAÑA

Cuando visitas una ciudad hay ocasiones en las que no te percatas de la fauna y flora que habitan en ella, debido a que hoy en día las grandes urbes tienen tantos edificios que pareciera ser más atractivo conocerlos que prestar atención a la naturaleza que existe a su alrededor.

HISTORIA DE LOS CÍTRICOS

En el sur de España podrás convivir a la vez con la naturaleza y la historia a través de sus calles, iglesias, plazas y parques, ya que una característica de la región es que está habitada por el árbol de naranjo que crece en abundancia a lo largo y ancho del territorio.

Los cítricos como el limón y la naranja son conectores de mundos, pues forman un vínculo entre Europa, Medio Oriente y América. Así, por ejemplo, el naranjo agrio tiene sus orígenes en Asia, donde fue cultivado y luego exportado hacia oriente medio. Ahí surgió una nueva variante de este fruto, la más conocida y disfrutada por nosotros: el naranjo dulce.

A través de la Ruta de la Seda, los árabes llevaron estos árboles al actual sur de España, donde el clima propició su crecimiento. Así, se cultivaron principalmente para ornamentación de pasillos, calles, mezquitas y templos.

Cabe resaltar que el naranjo dulce no llegó a España sino hasta el siglo XVIII. Se cuenta que un sacerdote hizo un injerto de la naranja de oriente medio y al tener éxito se extendieron los cultivos por Granada, Sevilla y Córdoba.

Con las guerras territoriales y civiles, la producción del árbol de naranjo se detuvo, pero logró recuperarse gracias a su comercialización en Francia y el Reino Unido. En la actualidad, este árbol es clave para la economía española, pues además de usarse en la industria gastronómica, se utiliza en la farmacéutica, comercial, cosmética e incluso para tratar ciertas plagas de la región.

HISTORIA DE LOS NARANJOS

  • Según Fray Bartolomé de las Casas, Colón transportó semillas de naranjo, limón y lima para ser sembradas en La Española y La Isabela, las primeras poblaciones europeas en América.
  • Varios agricultores, incluyendo al árabe sevillano del siglo XII, Abuzacaría Abenalawan, escribieron sobre el cultivo del naranjo.

PATIO DE LOS NARANJOS EN SEVILLA

Si quieres visitar una urbe con hermosos naranjos, DINKtravelers te recomienda viajar a Sevilla. Esta ciudad posee el mayor número de naranjos en el mundo, así que podrás caminar bajo su sombra y, si vas en verano, conseguirás verlos revestidos con flores de azahar que dan un delicioso y relajante aroma al entorno.

Visita el Patio de los Naranjos, a un costado de la Catedral. Según botánicos expertos, ¡uno de esos árboles fue plantado en los tiempos del rey Carlos I, en el siglo XVI!

Recuerda no tirar basura en donde estén plantados los árboles, ni arrancar sus frutos. Si quieres disfrutar su sabor, prueba en un restaurante una deliciosa mermelada de naranja agria, característica de este destino con tan bello patrimonio natural.

En China dicen que el naranjo trae la felicidad a su dueño, pero si viajas al sur de España comprobarás que también se la otorga a quien lo visita.