América > Sudamérica > Uruguay > Turismo en Cabo Polonio

Turismo en Cabo Polonio

Si lo que deseas es reencontrarte con tu yo interior y gozar momentos de soledad y autorreflexión, Cabo Polonio es la opción.

DESCUBRIENDO CABO POLONIO EN URUGUAY

Cabo Polonio es uno de esos tantos destinos turísticos de playa que te encantan, con la diferencia de que para llegar a él hay que recorrer aproximadamente 270km vía terrestre desde Montevideo. Esta distancia nos hizo preguntarnos qué hace tan especial a Cabo Polonio como para que turistas de todo el mundo gocen de emprender esta travesía al noreste de Uruguay, y esto fue lo que descubrimos…

PARQUE NATURAL CABO POLONIO

Este pueblo que solía ser una pequeña aldea de pescadores no cuenta con una infraestructura de servicios hoteleros o restaurantes. ¡Tal pareciera que este lugar no quisiera ser visitado! Sin embargo, esto precisamente es parte de lo que le ha ganado el título de Parque Natural.

Cabo Polonio es un destino perfecto para reencontrarte contigo mismo. Las aparentes desventajas que tiene en cuanto a falta de servicios impregna el lugar de magia y encanto, haciendo que genere el sentimiento de encontrarse en una costa perdida. Sus playas vírgenes y sus gigantescas dunas lo hacen un lugar idóneo para disfrutar de la soledad, la introspección y la relajación.

QUÉ HACER EN CABO POLONIO

La aventura en Cabo Polonio comienza desde la entrada al parque, ya que para llegar al poblado tendrás que recorrer sus enormes dunas. Recuerda que solamente podrás escoger entre estas tres opciones: hacer la caminata de aproximadamente 6km; viajar en “camello” –así llaman a los camiones 4×4 que utilizan como transporte. Son bastante rápidos y seguros, además de que te permiten disfrutar vistas increíbles de bosques, mar y arena–; o dar un paseo con más calma y rentar un caballo, ya sea en el balneario La Paloma o en Aguas Dulces.

Ya in situ, DINKtravelers te invita a conocer el faro de Cabo Polonio, construido en 1881. Éste ofrece excelentes vistas de las diferentes tonalidades de verde que pintan el pasto, los colores mate las rocas y la gama de tonos café de las dunas de arena. Este faro es un símbolo importante del sitio, por lo que en 1976 fue declarado monumento histórico.

Durante los años sesenta Cabo Polonio adquirió gran fama entre la población hippie, por lo que te será muy curioso ver casas pintadas de varios colores entre los cuales predominan el verde, el amarillo y el naranja.

El atardecer en Cabo Polonio es fuente de inspiración para alimentar tu álbum de fotos de viaje. Verás chispas de luz reflejadas sobre las profundas aguas del Atlántico que salvajemente golpean las rocas cerca del faro. La ventaja es que no estarás solo, ya que seguramente los lobos marinos te acompañarán mientras observas la transformación del cielo que poco a poco se viste de naranja.

Ya lo sabes, si quieres viajar para estar en contacto con la naturaleza y reencontrarte con tu yo interior, Cabo Polonio es la opción.